Ibero Puebla presenta su modelo híbrido para reanudar clases

Ibero Puebla presenta su modelo híbrido para reanudar clases

A nivel académico, los planes de estudio estarán montados en modalidad digital y en la semipresencialidad
Redacción | UN1ÓN Puebla | 06/08/2020 05:00

El rector de la Universidad Ibero de Puebla, Mario Ernesto Patrón Sánchez, reconoció que la pandemia de COVID-19 ha trastocado todas las dimensiones de la vida y las comunidades educativas no están exenta.

Por ello, para el periodo académico otoño 2020 de esta casa de estudios, se constituirá un modelo híbrido con tres pilares: cuidado de la salud de la Comunidad Universitaria, calidad académica y viabilidad financiera tanto de la Institución como de las familias del estudiantado.

Patrón Sánchez, agregó que a nivel académico, los planes de estudio estarán montados en modalidad digital y en la semipresencialidad, esta última tan pronto como el semáforo epidemiológico permita el regreso a las aulas. Al mismo tiempo, comentó que se ha invertido en infraestructura tecnológica para garantizar el proceso educativo. “Más del 70% de nuestro presupuesto se va a la planta docente”, indicó.

La educación a distancia requiere de la duplicación de esfuerzos por parte de estudiantes y profesores. Sobre la capacitación al personal docente, indicó que existe un acompañamiento tecnopedagógico para reforzar las competencias de las y los profesores ante el escenario inédito.

La presencialidad está preparada para un aforo controlado, garantizando la distancia segura en las instalaciones a través de instrumentos de señalética. También se ha reforzado el Servicio Médico universitario a través de la integración de nuevo personal, así como la ejecución de procesos de desinfección de todo el campus, adquisición de cámaras termográficas e instalación de lavabos y dispensadores de gel antibacterial.

Para Patrón Sánchez, cuidar la viabilidad financiera ha supuesto que ningún colaborador se vaya de la Universidad y que ningún estudiante deserte por falta de recursos. Para ello, se conformó un comité especializado para analizar y atender casos particulares de alumnas y alumnos con necesidades económicas.